Me gusta y el ego.

Recientemente he hecho la promesa de ser mejor persona, de no meterme con la gente y ser menos cruel. Lo sé, se nota regular pero una hace lo que puede. Me he llevado 24 años disfrutando de las desgracias ajenas, no puedo cambiar de la noche a la mañana.

Pero hay algo que no puedo dejar pasar, mi karma me lo prohíbe. Hay cosas que deben comentarse por el bien de todos, por si alguien no había reparado en ello.

Esa cosa es el Me gusta de Facebook.

images

Al principio puede parecer algo inofensivo, incluso puede ser una herramienta para mostrar simpatía sin tener que decir  nada más. Pongamos un ejemplo, señorita X pone de estado:

Mi vida es una mierda.

Lo ves y dices, ¡hala, parece triste!…¿le hablo? ufff no, eso sería empezar una conversación con otro ser humano y tampoco le tengo tanto cariño…¿qué hago? ¡le doy a Me gusta!

Cuando la señorita X entra de nuevo en Facebook esperando algún mensaje o comentario de preocupación se encuentra que a ti te gusta que su vida sea una mierda. Quizás no ha sido el mejor ejemplo pero vosotros me entendéis. Se supone que es un instrumento para comunicarte con los demás.

¿Ha quedado esa parte clara? Espero que sí.

Bien, teniendo eso claro, ¿qué mierda os pasa a los que os dais me gusta a vuestro propio estado? ¿Qué lógica tiene eso? ¿Qué hacéis después? ¿Os masturbáis con vuestra propia foto?

Se entiende que os gusta, de lo contrario no lo escribirías, nadie está en el Facebook, se le ocurre una frase y dice Ay, voy a ponerla de estado aunque no me gusta. No, es lo bueno de Facebook, uno tiene tiempo para pensar lo que comunica a los demás aunque debo reconocer que algunos ni con esas.

Y esto también va por lo que marcáis como favorito vuestro propio tuit, hay dos razones por la que una persona puede marcar como favorito un tuit

– Alguien te ha mencionado o te ha respondido a un tuit pero no se te ocurre ninguna respuesta válida o te da pereza continuar la conversación. El FAV viene a decir sé que estás vivo, que has intentado ponerte en contacto conmigo y aprecio el gesto pero paso de dedicarte unas palabras. 

– Realmente te ha gustado el tuit y quieres tener fácil acceso para leerlo en el futuro (por la razón que sea) y lo marcas como favorito porque no vas a estar metiéndote cada dos por tres en el perfil de la persona para leerlo (por la razón que sea).

Esas son las dos únicas opciones, no puedes marcar como favorito tu propio tuit. Está en tu perfil, en tu cerebro, ¿a qué viene ese ataque de protagonismo? Es como felicitaros a vosotros mismos en vuestro propio cumpleaños.

Y hasta aquí mi intento de convertiros en mejores personas.

Sandra.

Anuncios

Un comentario Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s